Ángela Aguilar: Este es el millonario precio que pide por una presentación privada

No cualquiera podría podría pagar la millonaria suma de dinero que pide Ángela Aguilar por presentarse en privado

Ángela Aguilar | Rich Polk/Getty Images for The Latin Recording Academy

Ángela Aguilar | Rich Polk/Getty Images for The Latin Recording Academy

Ángela Aguilar es una de las artistas del “Regional Mexicano” más reconocida y admirada en México y Estados Unidos. La joven con solo 18 años de edad se ha ganado el respeto de muchos grandes de la industria musical por su indiscutible talento. Por ello, el éxito que la logrado durante su corta carrera se ha visto reflejado en el precio de sus presentaciones privadas.

Desde apenas sus cinco años, la estadounidense incurrió en la industria debido a las fuertes raíces artísticas marcadas por su familia, la dinastía Aguilar, de quienes heredó una espectacular voz que se diferencia entre los cantantes del género.

A pesar de que la hija de Pepe Aguilar comenzó cantando junto a su padre y su hermano, y a medida que fue creciendo se atrevió a interpretar icónicas canciones mexicanas como “La llorona” en su disco “Primero soy mexicana”, hoy día está desarrollando su carrera en solitario.

Recibe gratis todas las noticias en tu correo

Suscribirse implica aceptar los términos y condiciones

¡Muchas gracias! Ya estás suscrito a nuestro newsletter

Es por eso que su equipo de trabajo estimó un millonario precio por cada presentación privada de la cantante, sin descartar que también pueda presentarse junto a su familia.

Según un video publicado por el canal de Youtube, “Regional Mex”, la estadounidense estaría ganando por cada concierto privado una cantidad aproximada de $74,800 dólares, mientras que cantar junto a su familia valdría al menos $250,000 dólares.

Sin duda, tener a Ángela Aguilar cantando en una fiesta privada no es para cualquiera, pues solo una persona con una gran fortuna podría pagar esta millonaria cantidad de dinero.

Sus extraños rituales antes de cada concierto

Hace unos días, la joven de 18 años confesó en entrevista para “Todo para la mujer” cuáles eran sus extraños rituales antes de subirse al escenario.

Y es que a Ángela nadie la puede tocar al momento de subirse a cantar en la tarima, pues para ella son unos minutos de máximo concentración de los que es muy cuidadosa.

Soy medio rara, todo el día del show trato de no hacer nada, de estar muy enfocada en lo que voy a hacer. Siempre trato de comer unas dos o tres horas antes del show para poder estar súper bien vocalmente”, expresó.

Según ella, no permite que nadie ni siquiera la toque 15 minutos antes de cantar.

Normalmente me pongo como si estuviera castigada en una esquina por ahí. Literalmente me enfoco. Llega a un punto, como 15 minutos antes de que me suba al escenario, que digo ‘ya nadie me puede tocar ahorita, me tengo que concentrar’. Empiezo a calentar la voz, empiezo a modular la voz, empiezo a concentrarme, meditar, me concentro mucho en mi respiración y me visualizo en cómo quiero terminar el concierto. Ahí sí nadie me puede tocar, no importa que la pestaña esté chueca o que el lipstick se me haya corrido”, dijo.

En esta nota

Ángela Aguilar

Más sobre este tema

Contenido Patrocinado

Enlaces patrocinados por Outbrain